martes, 11 de junio de 2013

Crónica de Zarautz

Dos meses sin escribir, la última vez fue la previa al Campeonato de España de Duatlon por Equipos en Canet. Que comentar de esa prueba, que no se haya dicho ya!!! pues carrerón casi perfecto el que nos marcamos y un 10º puesto que se convirtió en histórico para un club tan humilde como el Tritalavera.

Luego vino el Trisur MD de Sevilla, prueba en la que sufrimos mucho los participantes con un calor sofocante ese día en Sevilla, pero que se me dio bastante bien ya que llegaba en buena forma a esa carrera. Después, el Triatlón de Talavera, día para olvidar, con una natación y una bici penosa en la que no encontré buenas sensaciones en ningún momento de la carrera. Y por último antes de afrontar Zarautz que era el objetivo de la primera parte de la temporada, viajé a Aguilas con el equipo del Triatalavera para afrontar la Copa del Rey, prueba que me hacía muchísima ilusión pero que no pude disfrutar en su totalidad ya que llegaba muy limitado en la carrera a pie por problemas físicos en días previos, aún así mis compañeros hicieron un auténtico carrerón, sobretodo en la carrera a pie, dejando al Tritalavera en un 13º posición.

                                                        TRIATLON DE ZARAUTZ

El fin de semana pintaba épico para la práctica del Triatlon, prometían días lluviosos y de mucho frió y Zarautz no iba a ser la excepción. Viaje a Zarautz con dos grandes compañeros y amigos, Ozzy y Rubén, dos máquinas que partían con una ilusión tremenda para liarla por tierras vascas. Además me acompañaba Sandra, mis padres y mis dos hermanillas: Melissa y Alicia.

Antes de la salida
La tarde del viernes se pasó volando, dedicando el tiempo a reconocer el circuito de bike que ya nos avisaron que iba a ser duro a la vez que peligroso en las bajadas, por este motivo reconocer el circuito nos vino genial para hacernos una idea de lo que nos esperaba el sábado. Más tarde, recogida de dorsales y vuelta al apartamento ya que no paraba de llover en Zarautz.

El viernes noche recibimos la noticia de la cancelación del segmento de la natación debido a una plaga de medusas que llevaban dando guerra desde el jueves por lo que nos "jodieron" la travesía a nado desde Getaria a Zarautz. La prueba cambiaba de formato y se convertía en duatlon, mejor dicho, duatlon salvaje, teniendo que correr 9km a pie, 82km en bike y volver a correr 14km a pie, lo que me faltaba a mí y a los problemas físicos que llevaba arrastrando casi 1 mes sin poder correr a pie en condiciones.

Sábado por la mañana, asistencia al Briefing de la carrera antes de que esta comience, allí nos cuentan todos los problemas que han obligado a la organización a suspender la natación y a cambiar la prueba a duatlon. La mayoría de la gente estaba un poco decepcionada igual que nosotros por no poder nadar pero en general teníamos todos el chip cambiado, habíamos llegado a Zarautz a hacer unos de los Triatlones más importantes de este país y estábamos a menos de 2 horas de hacer un duatlon de larga distancia !!!!
El primero en mi vida, puffffffff !!!!!!

Subida a Txurruka

A las 14:10 de la tarde se daba el pistoletazo de salida en la plaza del ayuntamiento, 9km de carrera a pie que me tome muy tranquilo a lo que se sumo el salir muy atrás e hizo que cogiera la bici en la T1 en el puesto 136 a casi 7min de cabeza de carrera. Me arrepiento muchísimo de no salir más rápido a correr pero nunca había hecho este tipo de pruebas y no sabía si luego me iba a pasar factura, error gravísimo que no me volverá a pasar.

A la hora de coger la bici empezaba a llover con más intensidad, por los que íbamos a afrontar 82km con lluvia, planazo !!!! En la primera vuelta me cuesta encontrar un ritmo fuerte de bici y no es hasta el km 25 aproximadamente donde empiezo a carburar, en  los primeros kms era capaz de mantener posiciones y adelantar algunos puestos pero no es hasta el final de la primera vuelta donde empiezo a adelantar a gente de manera constante haciendo una segunda vuelta increíble, parecía que estaba poseído encima de las dos ruedas y cada metro que recorría más fuerte me encontraba, era tal la fuerza con la que me encontraba en la última parte de bici que estaba deseando que llegara la parte más dura del recorrido, el alto de Txurruka, unas rampas de hasta el 15% para disfrutar del ambiente que se respiraba allí arriba mientras subíamos esas duras rampas, la afición nos hacía el paseillo por ese carreterín estrecho como si se tratase de etapas de montaña de grandes vueltas ciclistas. Justo en esa subida se encontraban mis padres, Sandra y Melissa, el verlos allí arriba me daba un granito de fuerza extra para subir más rápido esos rampones.

Llego a la T2 y me bajo a correr los últimos 14km en el puesto 41 aproximadamente, casi 100 puestos adelantados en bici, una de las cosas positivas que me traigo de esta prueba, el gran parcial de bike que pudo incluso ser mejor sino me duermo en los laureles al principio y hubiera podido coger alguna referencia.

Así quedo mi tobillo

En esta última parte de la carrera es donde llegan los momentos claves de la carrera y un cúmulo de mala suerte que no me puedo explicar. En el km 6 aproximadamente resbalo en uno de los túneles que teníamos que pasar corriendo por la maldita lluvia que me acompañó durante toda la carrera, golpeándome en la parte lateral y yendo al suelo, para colmo se me montan los isquios y soy incapaz de levantarme, con suerte que un hombre me ayuda a levantarme y a poder reanudar la marcha, eso sí, andando hasta que cada músculo volviera a su sitio. Tras correr suave durante un par de minutos vuelvo a correr al ritmo que estaba corriendo antes, y adelanto a los que me habían pasado a mí mientras yo estaba en el suelo debido a la caída. 

Como no tenía bastante con una caída, en el km10, ya cuando estaba totalmente entregado y estaba corriendo muy fuerte y convencido en no bajar el ritmo hasta meta y volar en los últimos 4km calculando que estaba en la posición 36 aproximadamente metí el pie en un charco profundo y pummmmm, al suelo, tobillo torcido y dolor enorme. Prosigo andando durante 500 mts o así hasta que el dolor afloja y puedo trotar muy despacio y cojeando. Los últimos 4km son un auténtico infierno, debido al dolor, la impotencia y al cabreo que me entraba cada vez que me adelantaban y perdía posiciones.

Al final 4h15min en meta, sin poder disfrutar la llegada con tanta gente animándome, puesto 49 en la general y camino a la carpa de la cruz roja para que me miraran el tobillo, tan feo lo vio el médico que me montaron en una ambulancia y al hospital de San Sebastián, a que me hicieran una placa para descartar fisura. Dos horas después de vuelta a Zarautz con el pie vendado pero con ganas de ver a mis compis y que me contaran como los había ido en la carrera a ellos. Gran carrera la que se marcaron "Rubencín" y "el tío Ozzy" haciendo una gran bici y acabando muy fuerte lo dos.

Grandes momentos los vividos este fin de semana con la familia y los compañeros, una experiencia más en mi trayectoria como triatleta, soy una de las personas junto con las 414 personas que acabaron que puedo decir: ¡¡¡¡soy finisher del mega duatlon de Zarautz!!!, jejejeje

P.D: Volveré, porque quiero disfrutar del mítico Triatlon de Zarautz............. 



 
Pulsera Finisher del Zarautzko Triatloi




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada